Ava Gómez Daza        
06/01/2018
El pasado 5 de enero, tal y como se esperaba, el Tribunal Supremo Electoral (TSE) de Honduras desestimó el recurso de nulidad presentado por la Alianza de la Oposición a los resultados de las elecciones generales que se llevaron a cabo el pasado 26 de noviembre. Dichas elecciones fueron impugnadas por sospechas de un fraude que habría dado lugar a la reelección del actual presidente Juan Orlando Hernández.

Carlos Iaquinandi Castro
07/12/2017


(...) Entré en la Casa de la Justicia de mi país,
y comprobé que es un templo
de encantadores de serpientes. (...)
Jueces sombríos hablan de pureza
con palabras que han adquirido
el brillo de un arma blanca.
Y todo se consuma
bajo esa sensación de ternura que produce el dinero.
 
Roberto Sosa (1930-2011 Honduras)

 
 
La farsa democrática instrumentada tras el golpe de junio del 2009 contra el gobierno constitucional de Manuel Zelaya, vuelve a tambalear al intentar su reelección el actual presidente Juan Orlando Hernández.
 
Es oportuno recordar que hace ocho años, la intención del ex presidente Zelaya de convocar un referéndum para consultar al pueblo sobre la derogación de esa prohibición, fue la excusa para organizar un golpe cívico militar. Entonces JOH apoyó el golpe y fue designado presidente del Congreso.
 
El sistema de gobierno basado en el poder económico y político de un grupo de familias que se consideran herederos naturales de los cargos públicos, dispone del férreo control social, los aparatos del estado y la complicidad de los medios de comunicación. Así fue como hace dos años el actual presidente amañó un fallo de la Sala Constitucional de la justicia que rectificó la disposición constitucional que prohibía la reelección presidencial. Así despejó el camino para poder presentarse el pasado domingo 26 de noviembre como candidato para un nuevo periodo.
Esa omnipotencia e impunidad le perfilaban como fácil vencedor.

http://www.salanegra.elfaro.net/es/201208/cronicas/9355/

Publicado el 13 de Agosto de 2012

En el Valle del Aguán, al noroeste de Tegucigalpa, Honduras, campesinos organizados y armados se enfrentan con los guardias organizados y armados de los terratenientes en unas batallas por el control de las plantaciones de palma africana, un laberinto de palmeras que se extiende por todo lo ancho de la costa caribeña. Tres años y más de 60 muertos después, el conflicto se asemeja mucho a una guerra, y el Estado es apenas un observador silencioso en esta batalla entre dos frentes.

"¿Quién dijo miedo detrás de una palmera?". Dicho de los campesinos del Movimiento Unificado Campesino del Aguán (MUCA), Honduras.

Doris en el laberinto

A las 11 de la noche del 25 de diciembre de 2009, Doris Pérez se preparó para una emboscada. Se puso unos vaqueros, una camisa grande de hombre, de botones, cuadriculada, unas botas de hule y sobre el cabello castaño un gorro negro.

Carta de José Manuel Zelaya a la clase trabajadora de Honduras
José Manuel Zelaya Rosales

Rebelión 24-08-2010
Del escritorio del ex presidente Jose Manuel Zelaya Rosales
Coordinador G del FNRP

Compañeros(a) Trabajadores de Honduras
Me dirijo a ustedes para darles fuerza y aliento en este momento en que los niveles de brutalidad del régimen sólo se pueden comparar con la carrera desesperada que tienen por entregar todos los bienes de los hondureños al capital transnacional y sus representantes locales.

En la historia nunca antes vivió nuestra patria una situación más difícil, ni nos tocó enfrentar la insaciable ambición de unos pocos que hoy se revelan sin reservas ante nuestros ojos y de los extraños.

El estado de indefensión de nuestra población ante las fuerzas represivas es palpable. Tenemos que unirnos para vencerlos.

 


A un año del Golpe, Honduras resiste. Entrevista al Presidente Manuel Zelaya Rosales

Manola Romalo   

 

“Debemos vencer el golpe de Estado, la impunidad y el terror” Este 28 de junio,  el Frente Nacional de Resistencia Popular (FNRP), sale a la calle para denunciar al golpe de Estado y la continua represión del regimén de facto. Actualmente el  Frente  lleva a cabo una recolección de más de un millón 200 mil firmas para lograr el retorno de Manuel Zelaya a Honduras y la convocatoria a una Asamblea Nacional Constituyente. Entrevista realizada para el  periodico alemán “Junge Welt” (Berlin). Manola Romalo 

Manola Romalo: Señor Presidente, hoy se cumple un año desde que un grupo de grandes empresarios hondureños mandaron a la Fuerza Armada sacarle a punta de fusil de su casa.  ¿Qué significa esto para el futuro de Honduras?

Manuel Zelaya: Ellos ahora tienen más problemas que antes: hicieron tomar conciencia       no solo al pueblo de Honduras, sino también a los pueblos de América de la amenaza que la ambición económica  representan para las democracias, con este ataque lograron acelerar el proceso de transformación, al nacer nuevas fuerzas de oposición.
La influencia de las grandes trasnacionales se extiende a la política exterior de los Estados Unidos, prueba está que en lo que va de la administración del Presidente Obama, al igual que en el pasado, cayò en el terrible error de apoyar el terrorismo de estado, con el regreso de los golpes militares, prácticas ya conocidas de la extrema derecha, empeñada en sembrar  la barbarie.

Manola Romalo: A pesar de que los golpistas trataban de maquillar en    "democráticas" las elecciones presidenciales de noviembre 2009 - patrocinadas por el Departamento de Estado de EE.UU.- gran parte de la comunidad internacional no ha reconocido la legitimidad del actual gobierno. ?Qué transformaciones necesita su país para lograr lo que pide el pueblo?

Manuel Zelaya: He presentado un plan de reconciliación de 6 puntos, que desde luego pasa por el respeto a los Derechos Humanos y el fin a la impunidad. Ese es el camino correcto para revertir el golpe de estado y regresar al estado de derecho. Los  EEUU y sus aliados criollos, en su posición inflexible y extremista de dejar impune el golpe de estado en Honduras no apoyan ese plan ni ayudan en nada a la reconciliación del pueblo hondureño. Contrario a lo que esperábamos, con  sus declaraciones el Departamento de Estado  ignora el  crimen que antes condenaba y habla de “crisis política”, y públicamente manifiesta desconocer lo que está a su vista: la inmunidad y los privilegios de que gozan los golpistas en Honduras.

 Manola Romalo:  En su página Web, la Cancillería de Alemania informa que “ después del golpe de Estado”, el gobierno federal no empezará nuevos proyectos de ayuda a Honduras, cancelando igualmente los de “consulta gobernamental.” ¿Cuál es la situación socio-económica del país?

Manuel Zelaya:  Los números hablan mejor que las palabras. En tres anos, logramos los índices de crecimiento del 6.5 y 6.7  mejores en la historia de Honduras y la reducción de la pobreza en más del 10% por primera vez en treinta años. 
Por el contrario, desde el golpe de estado a la fecha, el país ha entrado en recesión económica, aumentado la pobreza y el número de pobres, igual que la significativa reducción de la inversión privada y estatal. El daño que ha causado el golpe  en  el proceso de desarrollo económico por lo menos va tardar diez anos en recuperarse.  
  
Manola Romalo:  El 28 de junio habrán grandes movilizaciones en todo el país en cuales se discutirán los puntos de la Declaración Soberana. La Resistencia quiere lograr una “refundación de Honduras”. ¿Cúáles son los pasos necesarios?
 
Manuel Zelaya:  Debemos vencer el golpe, la impunidad y el terror. La Asamblea Nacional Constituyente con participación de todos los sectores, es el legítimo instrumento para reconstruir la democracia, el orden constitucional y el estado de derecho.
Organización, conciencia y movilización, para  fortalecer el FNRP Que es la fuerza social y política en  Resistencia contra el golpe, tenemos la responsabilidad de la reconstrucción y el el pueblo retomar las tareas por la transformación del paìs.
 
Manola Romalo:  Señor Presidente, en el contexto político de Honduras, el pueblo reclama con fervor su retorno ¿ qué planes tiene usted para el futuro? 
 
Manuel Zelaya:  El futuro no está muy lejos. Pero  hago planes para el presente: lograr vencer los espacios de impunidad con los que pretenden los golpistas encubrir los crímenes contra la democracia y contra la humanidad.
Mi retorno deberá producirse a lo inmediato, no existe pretexto ni justificación que explique la ausencia absoluta de garantías para mi retorno. No es posible que alguien pretenda vernos a las vìctimas sometidos a la justicia de nuestros verdugos.
Mi retorno esta ligado al  retorno del estado de derecho en  honduras, el propio presidente Lobo dice sentirse amenazado y acto seguido dice que el me garantiza mi seguridad.
Evidentemente están usando  Honduras  como conejillo de indias, como un laboratorio de la violencia, Regresando a las castas Militares a reprimir al pueblo e infundir zozobra  para mantener control sobre la sociedad .No les ha  importado las consecuencias en el proceso de integración regional y la confrontación con  los organismos multilaterales que han salido seriamente afectados.  Las pruebas están a la vista, refundaron un régimen de terror y persecución y   EE.UU. perdió gran parte de su prestigio en América Latina